Curious Alice (Dave Dixon)
Curious Alice (Dave Dixon)

Desde el principio de los tiempos las drogas y el hombre han ido unidas de la mano, ya en el año 5000 a.C el alcohol y los opiáceos fueron empleados para alterar el funcionamiento normal del sistema nervioso. Pero sin duda los años 60 fueron la época dorada del amor libre, la paz y por supuesto las drogas y entre ellas el LSD. En los 70 su consumo se incrementó notablemente entre los jóvenes de clase media motivado en parte por el movimiento contracultural que se estaba gestando en ese momento y por el terrible impacto de la guerra del Vietnam en la sociedad estadounidense. Y por supuesto los 80 fueron los años antidroga por excelencia bajo el mandato de Ronald Reagan. Es cerebro es un huevo y las drogas la sartén, es lo que se les decía a los niños en las escuelas.

Curious Alice (Dave Dixon)
Curious Alice (Dave Dixon)

Pero volviendo a los 70, donde aún el mensaje antidroga no estaba tan enraizado en 1971 el Instituto Nacional de la Salud Mental (US National Institute of Mental Health) creo un corto llamado Curious Alice (Dave Dixon) para aleccionar a los niños sobre los peligros de los abusos de las drogas. El NIMH tenía un objetivo claro: advertir a los niños sobre los peligros de las drogas. En una época en la que las sustancias psicoactivas estaban en boga, Curious Alice se convirtió en una herramienta educativa poco convencional. La película se alejó de los estereotipos y se sumergió en la mente de la joven Alicia, cuyo viaje la lleva a enfrentarse a decisiones trascendentales.

La película estaba destinada a niños de ocho años, pero viendo las imágenes dudo mucho que pudieran absorber el mensaje moral que supuestamente estaba intentado hacerles llegar. Sin embargo un adulto podrá disfrutar de las animaciones tipo Monty Python de Curious Alice. Al poco de salir el filme el Consejo Nacional de Coordinación de Educación sobre Drogas censuro la película, calificándola de confusa y contraproducente.

Curious Alice (Dave Dixon)
Curious Alice (Dave Dixon)

Dave Dixon, el visionario detrás de esta película, se sumergió en el mundo de Alicia en el País de las Maravillas. Sin embargo, no siguió los pasos de Disney ni de Tim Burton. En lugar de eso, Dixon optó por un enfoque más experimental y vanguardista. La animación stop-motion se convirtió en su lienzo, y los objetos cotidianos cobraron vida en un ballet alucinante.

La frase de Alicia, “Sabía quién era esta mañana, pero debo haber cambiado varias veces desde entonces”, resuena en todo el cortometraje. La identidad se desvanece, y la realidad se distorsiona. ¿Es Alicia una heroína o una víctima? ¿Está luchando contra las drogas o contra su propia mente?

El resultado de Curious Alice es un filme extraño, hipnótico y con muchas lecturas diferentes dentro de su intrincada cinematografía. Un descenso al mundo de Lewis Carrol donde el rey de corazones vende heroína. El Sombrerero Loco está alucinando con LSD. La oruga humeante de la cachimba es expulsada de su calabaza. El Lirón está en un profundo estupor inducido por barbitúricos y la Liebre exclama. “¡Anfetaminas! ¡Velocidad! Te sientes súper bien».

Curious Alice (Dave Dixon)
Curious Alice (Dave Dixon)

Curious Alice no se convirtió en un éxito de taquilla, pero su impacto fue profundo. Las escuelas y las organizaciones utilizaron la película como una herramienta de prevención. Los niños se sumergieron en su extrañeza y se enfrentaron a preguntas incómodas. ¿Qué es real? ¿Qué es ilusión? ¿Cómo podemos protegernos de los peligros que acechan en las sombras?

Hoy, Curious Alice sigue siendo un recordatorio de que el cine puede ser más que entretenimiento. Puede ser una ventana a la mente humana, un espejo que refleja nuestras luchas internas. Aunque el cortometraje puede parecer anticuado, su mensaje sigue siendo relevante: la curiosidad puede ser peligrosa, pero también puede ser nuestra guía hacia la comprensión y la autenticidad.

Simplemente échale un vistazo y disfruta de sus divertidas e imaginativas imágenes.

SINOPSIS

La joven Alicia esta leyendo «Alicia en el país de las maravillas» de Lewis Carroll en un prado soleado y lleno de flores antes de quedarse dormida. Pronto se encuentra sumergiéndose en la madriguera del conejo y en el país de las maravillas… y de las drogas

EL CORTO