You’ll Never Find Me (Josiah Allen, Indianna Bell)
You’ll Never Find Me (Josiah Allen, Indianna Bell)

En estos tiempos convulsos de radicales avances tecnológicos como los de la IA y que traen de vuelta horrores nunca olvidados, como los de las guerras, es difícil encontrar algo nuevo bajo nuestro viejo sol, algo diferente y excitante que nos haga recobrar la fe en la creatividad humana que ahora parece estar amenazada por el auge de la omnipresente inteligencia artificial. Si nos ceñimos al cine, y al género de terror en concreto, es difícil encontrar propuestas arriesgadas y rupturistas que marquen un nuevo camino dentro del horror cinematográfico. O que vuelvan la mirada a los años gloriosos ofreciéndonos algo nuevo a través de la reutilización de caminos ya transitados. Y eso es lo que nos traen los debutantes australianos Josiah Allen e Indianna Bell con su opera prima You’ll Never Find Me, una obra inquietante e impactante que nos muestra horrores ya conocidos, pero de una manera eficaz y demoledora.

You’ll Never Find Me se aleja de ese elitismo que algunos nuevos directores han querido mostrar bajo la etiqueta de algo que han denominado elevated horror. Sus directores nos regalan una historia oscura y llena de recovecos, en la que todo esta perfectamente hilvanado y estudiado, mediante un cuidado montaje y unos precisos movimientos de cámara, que exprimen el claustrofóbico espacio hasta extremos insospechados.

A ello también contribuye la magnífica actuación de sus dos protagonistas, que, junto a la incesante lluvia, nos muestran un juego ambiguo en el que el mal se va mostrando poco a poco, a través de las inteligentes e intimas conversaciones de dos supuestos desconocidos. Sus directores fraguan una obra que se forma poco a poco, tensionando el espacio y el tempo cinematográfico, hasta estallar en un último acto donde el mal se transfigura para llenar toda la narrativa.

You’ll Never Find Me es sin duda una de las obras más inteligentes de los últimos tiempos, un juego extraño donde el horror en estado puro se forma en una obra atemporal y que funciona como un mecanismo de orfebre. Tiene sus defectos, como toda opera prima, pero estos están sabia e inteligentemente resueltos por dos jóvenes realizadores a tener muy en cuenta. En las Américas el canal especializado en terror Shudder lo ha añadido a su catalogo de contenido original. Aquí lo pudimos ver en la última edición de Sitges y quien sabe si alguna plataforma le echará las garras. Por el momento disfruta de su desasosegante tráiler y reza para poder verla algún día.

SINOPSIS

Patrick, un extraño y solitario residente, vive en una casa móvil en la parte trasera de un aislado parque de caravanas. Durante un salvaje temporal una misteriosa joven aparece en su puerta buscando refugio de los elementos. A medida que la bestial tormenta empeora, estas almas solitarias empiezan a sentirse amenazadas… Pero, ¿quién debería tener miedo realmente?

TRAILER